Los 5 pasos para crear una newsletter atractiva y bien potente

Compartí este artículo:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

En el email marketing, el diseño es la clave.  Sí, también es cierto que antes de eso hay un trabajo fuerte y tiene que estar bien hecho en cuanto a configurar la cuenta –en MailChimp, por ejemplo- o pensar en contenidos que funcionen como Lead Magnets para captar suscriptores.

Pero una vez que tenés ya en marcha tu estrategia de email marketing, comienza la tarea de definir los mensajes que llegarán directo a tus suscriptores a través del correo electrónico.

El desafío está en diseñar una newsletter atractiva, sencilla y efectiva  para que la esencia y eje del mensaje quede claro para quien lee.

Las plataformas de mailing, en general,  te permiten el diseño de manera intuitiva, guiándote por el proceso de armar el correo que se enviará a los suscriptores. Además, ofrecen siempre una buena cantidad de herramientas para diseñar que te permiten agregar imágenes, bloques de texto, botones, enlaces, videos, entre otros tantos recursos.

¿Cómo crear una newsletter atractiva y bien potente para enviar a tus suscriptores?

#1. Mensaje: qué vas a decir.

Esto es un paso previo para comenzar la tarea de diseño en sí.  ¿Qué voy a decir?, con esa simple pregunta que funciona como un disparador, podés delinear la idea general de cuál va a ser tu mensaje.

Porque es muy distinto que tu tema central sea una promoción por una fecha especial o si vas a anunciar una línea nueva de productos.

Tener bien definido el tema y mensaje central te va a ayudar a elegir un asunto conciso pero potente para tu envío de correo y desarrollar el texto que contendrá en el interior.

Un consejo: no mezcles temas ni atosiges al lector contándole un poco de todo. Hacé foco en un asunto bien específico.

[rad_rapidology_inline optin_id=optin_3]

#2. Imágenes: el plus infaltable

Al igual que el mensaje, a las imágenes que vayas a incluir en la newsletter es ideal tenerlas preparadas antes de iniciar el diseño. Ya sea que te dediques a hacer tus propias fotografías o las busques en un banco de imágenes, te aconsejo que las tengas listas de antemano, elegidas y editadas.

Por favor, aseguráte que las imágenes sean de calidad, no se vean pixeladas y tampoco contengan marcas o sellos de agua.

 

#3. Marca: dale visibilidad a tu logo

No olvides de incluir la imagen de tu marca, ya sea el logotipo o isologotipo, como así también podés diseñar –de manera previa- un banner que sea especialmente para encabezar tus correos.

Al igual que con las fotografías, esta imagen también debe ser de calidad y verse “limpia”.

Lo ideal es colocarla en la parte superior y si querés incluirla en tamaño mediano para que no ocupe demasiado espacio, una buena opción es llevarla hacia la izquierda porque es el primer punto de contacto visual que establecen los lectores cuando empiezan a leer un mensaje.

Por otra parte, también es importante que estén presentes los enlaces a tus redes sociales. Como cualquier otro elemento de diseño, las plataformas de email marketing permiten ubicarlas en cualquier parte del cuerpo de la newsletter.

Dos buenas opciones son: en la parte superior, para destacarlas; o en la inferior, a manera de cierre y de darle continuidad al contacto entre tu marca y su comunidad online.

 

#4. Enlaces: hacé que jueguen para vos.

Los enlaces funcionan como puentes entre un mensaje y otro. Quizás estás por diseñar una newsletter contándole a tus suscriptores sobre las novedades en tu blog o anunciándoles que hay productos con precios increíbles en tu tienda virtual. En cualquier caso, linkear es imprescindible.

Ante todo, porque si bien es importante desarrollar bien el mensaje dentro de un correo masivo, ser conciso, directo y no demasiado extenso son tres tips esenciales.

Así que poné a los enlaces de tu lado, aliáte a ellos y dales a tus suscriptores los links directos para que accedan a tu web.

 

5-  Tamaño y colores: animáte a probar

Ya se sabe que las imágenes son muy buenas para cortar los bloques de texto y lograr un buen impacto visual pero no te olvides de probar con las herramientas para darle formato a las palabras.

Podés intercalar colores, resaltar títulos o frases importantes con un tamaño mayor o negrita, probar dos tipografías distintas para combinar entre los bloques, agregar botones que dirijan a tu sitio web o tienda, entre otras opciones.

Eso sí, tené en cuenta que el diseño sea coherente con la imagen de tu marca, especialmente en el tema de colores y de estilo de letras.

Las posibilidades son muchas y no te quedes con lo que te parezca correcto o formal, porque quizás un título en tamaño 36 y color fucsia sea precisamente lo que estás necesitando para hacerle abrir los ojos a tu suscriptor.

 

¡Extra! Te doy este tip: para que no tengas que diseñar una newsletter desde cero cada vez que vas a enviar un correo, las plataformas de email marketing te permiten guardar la plantilla de diseño creada para que después puedas usarla de nuevo en futuros envíos.

 

¿Necesitás una guía para comenzar a escribir tus textos? Descargá ahora tu Kit de Bienvenida de Guía + Workbook “Cómo encontrar tu voz y estilo para escribir”. Completás el formulario y te lo envío -rápido y free- a tu mail.

Hasta pronto,

Clari.-

También podés leer: